5-errores-mas-frecuentes-en-la-alimentacion-infantil

5 errores frecuentes con la alimentación (saludable) de los niños

5-errores-mas-frecuentes-en-la-alimentacion-infantil

¿A cuántos padres no les ha traído alguna vez de cabeza la alimentación de sus hijos? Lograr que los peques de la casa se interesen por llevar una alimentación más saludable es mucho más fácil cuando se les escucha e involucra en el acto de la cocina y elección de alimentos.

Educar a los hijos en la adquisición de hábitos beneficiosos para su salud puede llevarnos tiempo, no es algo que ocurra de la noche a la mañana, pero desde luego no es imposible. Hoy os traemos los principales errores que debemos evitar cuando queremos mejorar los hábitos dietéticos de los niños.

5 ERRORES A EVITAR PARA LOGRAR QUE LOS NIÑOS/NIÑAS COMAN SANO

Error 1: no permitir que elijan qué comer.

Es fundamental que los pequeños tengan capacidad de decisión, ¿a quién no le gusta que cuenten con su opinión? Sobre todo si vas a ser después el responsable de comer el plato. Estoy segura de que a ninguno de los aquí presentes les haría especial ilusión que en un restaurante no le dejasen escoger qué va a comer.

Esto no quiere decir que el plato tenga siempre lo que ellos quieran, pero si podemos permitirles cierto margen para decidir entre distintas verduras, frutas o preparaciones. A todos nos gusta que nos tengan en cuenta.

Error 2: merendar, desayunar y hasta comer con ultraprocesados.

La base de la alimentación de un niño no tiene porque diferir tanto con la de un adulto. Son muchos los padres que “cuidan su propia dieta” pero al niño les ofrecen bollitos en el desayuno, galletas en la merienda y pizza en las comidas con la excusa de que “son niños”. Precisamente, son niños, están creando hábitos y lo que menos nos interesa es que ya empiecen a adaptarse a todos esos sabores hiperpalatables, a consumir muchísimas calorías y que además dichas calorías provengan de alimentos con pocos nutrientes. Cuidemos de los niños y evitemos el consumo de procesados de mala calidad nutricional.

Error 3: castigo o premio por comida.

¿A quién no lo han premiado de pequeño con una chuche por portarse bien o lo han castigado con el mismo plato en la cena porque no se lo quiso acabar en la comida? Esta clase de comportamientos puede ayudar a que los pequeños asocien los premios con la comida poco saludable y los castigos con comer verduras, lo que a largo plazo puede crear aversiones por ciertas comidas. Nuestro objetivo no es que se acaben el plato todos los días si ellos no quieren, un adulto no tiene el mismo apetito todos los días, por lo que un niño tampoco lo tendrá, lo importante es que tenga una relación saludable con la comida.

Error 4: No implicar a los niños en la cocina o en la compra.

Que los peques tomen partido en la compra y la elaboración de los platos despierta su interés por distintos alimentos, haciéndolos más receptivos a probar las distintas preparaciones en las que ellos han participado.

Error 5: No practicar con el ejemplo.

La famosa frase “Consejos vendo que para mí no tengo” no nos vale. ¿Cómo vamos a pretender que nuestro hijo coma verduras si en la mesa ve que es el único que las tiene que comer?. Los pequeños se fijan en todo, si queremos que tengan una relación saludable con la comida debemos empezar por tenerla nosotros.

¿NECESITAS AYUDA CON LA ALIMENTACIÓN DE TUS HIJOS? SOLICITA CITA CON NUESTRA NUTRICIONISTA

Consulta con nuestra nutricionista cualquier duda que tengas. Puedes pedir cita previa en nuestra clínica de Vigo a través del siguiente formulario:

    Nombre *

    Apellidos *

    Email *

    Teléfono

    Especialidad *

    Fecha *

    Hora *

    Comentarios

    He leído y acepto las condiciones de Aviso legal y de la Política de Privacidad

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    2 × uno =