Archivo de la etiqueta: nutricionista vigo

Adaptar la alimentación a ti: dietas personalizadas

dietas-personalizadas-en-vigo

¿Cuántas veces hemos intentado cambiar nuestra forma de alimentarnos y se ha quedado en eso, un intento? Seguro que más de las que nos gustaría admitir. ¿Sabes dónde está el problema? En que muchas veces nos dejamos guiar por lo que le ha funcionado a los demás sin pararnos a pensar que quizás eso no sea lo ideal para nosotros. La alimentación y las dietas deben adaptarse a ti nunca tu a ellas.

Quizás conozcas a un/a amigo/a, familiar o compañero/a del trabajo a la que le haya ido fenomenal un plan alimenticio en concreto, y tú con esperanzas de conseguir lo mismo te hayas armado de motivación y hayas decidido empezar a hacer lo mismo, con la triste sorpresa de que en ti los resultados no han sido ni parecidos, has estado pasando hambre o comiendo productos que ni siquiera te gustaban. A cambio has conseguido frustración y ganas de dejar todo eso de lado. Y deja que te diga que, efectivamente, deberías dejarlo por completo y empezar un plan que se adapte a ti, un plan que disfrutes, que te haga sentir bien y sobre todo, un plan sostenible a largo plazo y adaptado a tus necesidades.

¿Tiene sentido que intentemos adaptarnos a la forma de comer de otra persona cuando todos somos únicos? ¿Carece totalmente de lógica no? Por ello, os animamos a que dejéis de imitar las pautas de los demás, que empecéis a escuchar a vuestro cuerpo, a sus necesidades y a cuidar vuestra salud y vuestro bienestar.

¿Por dónde empezar? Al principio el camino puede ser difícil y nos pueden acechar mil dudas sobre cómo cuidarnos y comer de forma saludable. No tienes porque hacerlo solo/a  si quieres aprender a cuidar tu alimentación y empezar a mejorar tu estilo de vida, desde ICONICA tenemos mucho más para enseñarte.

Consulta con nuestra nutricionista cualquier duda que tengas. Puedes pedir cita previa en nuestra clínica de Vigo a través del siguiente formulario:

    Nombre *

    Apellidos *

    Email *

    Teléfono

    Especialidad *

    Fecha *

    Hora *

    Comentarios

    He leído y acepto las condiciones de Aviso legal y de la Política de Privacidad

    4 consejos para reducir el «consumo de sal»

    consejos-para-reducir-consumo-de-sal

    ¿Sabes que el consumo medio de sal en España ronda los 10g al día ¿Sabías que la Organización Mundial de la Salud (OMS) no recomienda exceder los 5g por persona día? Como podréis comprobar los españoles consumimos de media el doble de sal de lo que indican las recomendaciones de la OMS, por eso desde ICONICA Servicios Médicos os traemos algunos truquitos para bajar su ingesta.

    ¿PARA QUÉ REDUCIR EL CONSUMO DE SAL?

    Primero quiero dejar claro algunos de los motivos por los que no debemos exceder nuestro consumo de sal, ya que a pesar de que el sodio es un mineral necesario para el correcto funcionamiento del organismo, su exceso se asocia a un mayor riesgo de:

    • Problemas cardiovasculares e hipertensión arterial.
    • Problemas digestivos: gastritis, úlceras, cáncer de estómago, etc.
    • Retención de líquidos.

    CONSEJOS PARA REDUCIR EL CONSUMO DE SAL EN LA DIETA

    Ahora sí, aquí tienes nuestras propuestas para que empieces a bajar la ingesta de sal en tu día a día:

    1. Incluir las especias en nuestros platos

    Nos ayudan a aportar sabores deliciosos a los platos que cocinemos y por lo tanto no será necesario que agreguemos tanta sal.

    2. Cuidado con los procesados

    Más del 75 % de la sal de la dieta procede de alimentos procesados, por lo que evitar todos aquellos alimentos que ya contienen cantidades elevadas de sal es fundamental para reducir su consumo. Alimentos como los embutidos, fiambres, ahumados, etc. Son muy ricos en sal, por lo que nuestra recomendación es que los reduzcas en tu dieta.

    3. Evita salsas comerciales

    Algunas como la de soja, contienen cantidades muy elevadas de sal, incluidas las bajas en sal, que pueden rondar los 9g en 100g de producto.

    4. Ojo con los caldos comerciales y pastillas de caldo

    Son muchas las personas que me comentan que no usan sal para cocinar pero sí usan estas pastillas de caldo para aportar sabor ¿Sabías que algunas de esas pastillas pueden superar los 50g de sal por 100g de producto? ¡Más de la mitad es sal!

    Como podrás ver, muchas veces sin percatarnos podemos estar excediendo con creces el consumo de sal recomendado, por eso os recomendamos poner en marcha estos consejos y así cuidar de tu salud. Tu cuerpo te lo agradecerá.

    ¿Quieres aprender a cuidar tu alimentación y empezar a mejorar tu estilo de vida?

    ¡Tenemos mucho más para enseñarte!

    entrenamiento-personal

    SOLICITA CITA CON NUESTRA NUTRICIONISTA

    Consulta con nuestra nutricionista cualquier duda que tengas. Puedes pedir cita previa en nuestra clínica de Vigo a través del siguiente formulario:

      Nombre *

      Apellidos *

      Email *

      Teléfono

      Especialidad *

      Fecha *

      Hora *

      Comentarios

      He leído y acepto las condiciones de Aviso legal y de la Política de Privacidad

      Comer sano no tiene que ser aburrido

      nutricionista vigo comer sano no debe ser aburrido

      Desde el gabinete de nutrición de ICONICA Servicios Médicos queremos dejar claro que llevar una alimentación saludable y disfrutarla es fundamental para conseguir integrar este hábito en nuestro estilo de vida.

      ¿Qué ocurre cuando nos obligan a comer algo que no nos gusta por el mero hecho de que es saludable?

      Lo que suele suceder es que probablemente lo hagamos un par de veces, pero a la tercera ya estaremos rindiéndonos y volviendo a comer como antes. Este es uno de los motivos por los que muchas veces no logramos cambiar nuestra forma de alimentarnos hacia una más sana, porque el cambio que hacemos no está adaptado a nosotros ni a nuestros gustos.

      Si pasamos de comer alimentos procesados poco saludables, pero llenos de sabores intensos, a un plato de verdura cocida lo más probable es que nuestro paladar note demasiado esa diferencia. El problema no es la verdura, es que venimos de una larga temporada acostumbrados a comer otro tipo de sabores más “atrayentes” para nuestras papilas gustativas y eso requiere de tiempo para que el paladar cambie y empiece a apreciar el sabor real de los alimentos sin aditivos potenciadores del sabor, altas cantidades de sal y azúcares añadidos.

      Además, no tiene porqué gustarnos toda la comida sana del mercado, del mismo modo que tampoco tenemos que ir con la mentalidad de que no nos gusta absolutamente nada. A lo mejor no te atrae la idea de cenar una menestra de verduras pero si un pisto casero, en la variedad está el gusto y creednos cuando os decimos que en lo referente a platos saludables hoy en día tenemos un abanico inmenso de posibilidades en dónde elegir.

      Por ello os invitamos a replantear vuestra forma de ver la alimentación saludable, no tenéis que hacer lo mismo que el amigo o familiar de turno solo porque a él le funcionó, porque esa dieta no está pensada para vosotros, sino para ellos. Acudid a profesionales que os ayuden a mejorar vuestra relación con la alimentación y os enseñen a verla como un estilo de vida.

      ¿Quieres aprender a cuidar tu alimentación y empezar a mejorar tu estilo de vida?

      ¡Tenemos mucho más para enseñarte!

      entrenamiento-personal

      SOLICITA CITA CON NUESTRA NUTRICIONISTA

      Consulta con nuestra nutricionista cualquier duda que tengas. Puedes pedir cita previa en nuestra clínica de Vigo a través del siguiente formulario:

        Nombre *

        Apellidos *

        Email *

        Teléfono

        Especialidad *

        Fecha *

        Hora *

        Comentarios

        He leído y acepto las condiciones de Aviso legal y de la Política de Privacidad

        6 motivos para cuidar la alimentación, fuera de la pérdida de peso

        6-motivos-para-comer-sano

        Llevar una alimentación saludable podría considerarse una de las asignaturas pendientes de muchos, por ello año tras año, suele ser uno de los principales propósitos a mejorar con la entrada de un año nuevo.

        Cuando hablamos de llevar una alimentación saludable a la mayoría nos vendrá a la mente un motivo: la pérdida de peso. Pareciendo ser el objetivo final por el cual decidimos cambiar nuestros hábitos. Pero este no es ni de lejos el único motivo por el que deberíamos animarnos a cuidar lo que comemos y hoy os mostraremos porqué.

        Llevando una alimentación saludable:

        1) CUIDAS TU SISTEMA DIGESTIVO

        Nuestro sistema digestivo necesita de una buena alimentación para que funcione correctamente. Pensad que todo lo que comemos es procesado y absorbido por nuestro aparato digestivo, por lo que una dieta de mala calidad, con alimentos proinflamatorios, va a favorecer una salud intestinal pobre.

        2) EVITAS ENFERMEDADES CARDIOVASCULARES

        Una dieta saludable junto con la práctica regular de ejercicio físico nos ayuda a mantener en forma nuestro sistema cardiovascular.

        Una dieta rica en fitonutrientes, grasas de buena calidad, vegetales y granos enteros nos ayudan a cuidar nuestro corazón, evitando de este modo la aparición de enfermedades cardiacas.

        3) CUIDAS TU SISTEMA NERVIOSO

        Llevar una alimentación saludable también ayuda a nuestro cerebro, ya que como cualquier otro órgano, para que funcione de forma correcta necesita los nutrientes adecuados.

        Una dieta sana y completa también nos va a influir en nuestras emociones, esto está cada vez más comprobado con el eje intestino-cerebro y el papel que juega nuestra microbiota. Que por cierto, si os interesa este tema, no dudéis en pedirnos un post sobre ello.

        4) MAYOR VITALIDAD

        ¿Cómo vamos a sentirnos energéticos si nuestra alimentación no es la adecuada? Nuestro cuerpo necesita energía y nutrientes que consigue a través de la dieta. Si la  alimentación es deficitaria en dichos nutrientes nuestro organismo nos lo hará saber de una forma muy obvia, mediante el cansancio. Si te sientes falto de energía a lo largo del día no lo dudes y revisa aquello que estas comiendo, puede no ser suficiente o no ser adecuado.

        5) FORTALECES EL SISTEMA INMUNITARIO

        Las defensas, al igual que los demás sistemas de nuestro organismo, necesitan de una alimentación adecuada para trabajar a pleno rendimiento. Si nos encontramos ante una carencia es mucho más fácil que enfermemos y es que la dieta modula la actividad de nuestro sistema inmune, por ello llevar una alimentación antiinflamatoria y que cubra todos nuestros requerimientos es vital si queremos tener unas defensas fuertes.

        6) PREVIENES LA DIABETES

        Existen varios tipos de diabetes, de todos ellos, la diabetes tipo II está altamente relacionada con el estilo de vida. Llevar una alimentación sana puede ayudar a evitar que se desarrolle esta afección y sin duda también forma parte del tratamiento dietético de la misma.

        En realidad tenemos un sinfín de efectos beneficiosos sobre nuestro organismo cuando decidimos empezar a cuidar lo que comemos, al final debemos empezar a ver a nuestro organismo como un todo que busca mantener el equilibrio, y para ello debemos prestar atención a nuestro estilo de vida, desconectar el piloto automático y empezar a cuidarnos debería ser una prioridad en nuestro día a día.

        ¿Quieres olvidarte de las dietas y empezar a mejorar tu estilo de vida? ¡Tenemos mucho más para enseñarte!

        SOLICITA CITA CON NUESTRA NUTRICIONISTA

        Consulta con nuestra nutricionista cualquier duda que tengas. Puedes pedir cita previa en nuestra clínica de Vigo a través del siguiente formulario:

          Nombre *

          Apellidos *

          Email *

          Teléfono

          Especialidad *

          Fecha *

          Hora *

          Comentarios

          He leído y acepto las condiciones de Aviso legal y de la Política de Privacidad

          Olvídate de las dietas y piensa en el estilo de vida

          adios-dietas-hola-estilo-de-vida-saludable

          Muchas veces nos quejamos de que hemos hecho una dieta para perder peso y que aunque conseguimos nuestro objetivo, después volvimos al punto de partida o incluso engordamos un poquito más. ¿Dónde estaba el fallo? Muy simple: el fallo está en que nos han enseñado a hacer dietas pero nunca a cambiar de estilo de vida.

          Nuestro cuerpo se encuentra en constante cambio, cambiamos con el paso de los años, con las circunstancias de la vida, tenemos épocas más activas y otras más sedentarias, momentos en los que el estrés parece decirnos adiós y otros en los que deseamos que el día tuviese 72h en lugar de 24. Por ello, cuando implementamos un cambio en nuestra rutina tiene que estar bien fundado, debemos tener un motivo por el cual cambiar y además debemos verlo sostenible en el tiempo. ¿Qué quiero decir con esto? Pues que muchas veces, queriendo conseguir un objetivo como por ejemplo, la pérdida de peso, nos centramos en hacer todo lo posible para lograrlo, aunque muchas de esas actividades no nos gusten o no sean viables a largo plazo ¿Qué ocurre con esto? Pues que una vez que conseguimos nuestra meta, se acabó, lo dejamos poco a poco, cuando ya no hay un objetivo en mente tendemos a descuidarnos de nuevo porque aquellas actividades que habíamos implementado no eran un estilo de vida sino un castigo diario, y así nuestros hábitos vuelven poco a poco al punto de partida, dejamos de hacer ejercicio, dejamos de “hacer dieta”…  y el peso, como no, aumenta, pero no viene solo, ya que probablemente la frustración de tener que volver a empezar de cero lo acompañe de la mano, generando de paso sentimientos nada agradables hacia nosotros mismos.

          Todo esto ocurre porque en un comienzo no lo planteamos como estilo de vida, sino como una dieta con una fecha de caducidad que tendremos que sufrir momentáneamente pero que en X meses nos olvidaríamos de ella. El cuento de nunca acabar, ya que lo más probable es que en unos meses volvamos a hacer otra dieta que consiga devolvernos a nuestro peso deseado cueste lo que cueste, y la pescadilla vuelve una vez más a morderse la cola.

          Mi propuesta es otra, ¿Por qué no implementar cambios que realmente disfrutemos? ¿Qué ganamos obligándonos a comer unas alcachofas si no nos gustan pero en cambio adoramos el calabacín? Comer sano no es aburrido, y mucho menos insípido si sabes adaptarlo a tu ritmo de vida, gustos y necesidades. Otro tanto ocurre con el ejercicio, ¿Por qué obligarte a hacer una actividad que no te gusta cuando seguro que hay otra que te mantiene en forma y la disfrutas mucho más?

          Al final todo se resume en cuidarnos, respetarnos a nosotros mismos, nuestras necesidades, nuestras circunstancias y crear un estilo de vida sostenible a largo plazo, si lo que estás haciendo hoy no lo ves viable a medio y largo plazo, replantéatelo y busca aquello que te ayude a estar sano disfrutando del proceso.

          ¿Quieres olvidarte de las dietas y empezar a mejorar tu estilo de vida?
          ¡Tenemos mucho más para enseñarte!

          SOLICITA CITA CON NUESTRA NUTRICIONISTA

          Consulta con nuestra nutricionista cualquier duda que tengas. Puedes pedir cita previa en nuestra clínica de Vigo a través del siguiente formulario:

            Nombre *

            Apellidos *

            Email *

            Teléfono

            Especialidad *

            Fecha *

            Hora *

            Comentarios

            He leído y acepto las condiciones de Aviso legal y de la Política de Privacidad

            Técnicas culinarias para preservar mejor los nutrientes de los alimentos

            Técnicas culinarias para preservar mejor los nutrientes de los alimentos

            ¿Sabías que durante el cocinado de los alimentos se pueden perder algunos nutrientes? Por ello, cuando queremos comer sano, además de escoger alimentos saludables debemos seleccionar métodos de cocción adecuados. Estos son aquellos que nos ayudan a preservar mejor las vitaminas y minerales que contienen dichos alimentos, evitando de este modo los déficits de nutrientes.

            ¿Principales motivos por los que se pierden nutrientes de los alimentos?

            • Pérdidas de algunas vitaminas y minerales en el agua de cocción. Muchas vitaminas son hidrosolubles, como es el caso de las vitaminas del grupo B o la C. Si los alimentos que las contienen, como es el caso de los vegetales: pasta integrales, legumbres, hortalizas…, son sometidos a un hervido prolongado es muy probable que parte de su contenido vitamínico se quede en el agua de cocción y que no los aprovechemos correctamente.
            • Pérdidas de vitaminas por calor. Otras vitaminas, además de perderse en el líquido de cocción, también se ven afectadas por el calor, como es el caso de la vitamina C, que si se somete durante mucho tiempo a altas temperaturas también se degrada.

            ¿Cómo evitamos que se pierdan nutrientes de los alimentos?

            • En los hervidos evitar dejar los alimentos más tiempo del que se nos indica. Por ejemplo con las pastas o legumbres. Debemos cocerlas lo que nos ordena el paquete y así evitaremos mayores pérdidas al estar más tiempo sumergidas en el agua caliente.
            • Aprovechar el agua de cocción para hacer sopas o cremas de verduras. Si consumimos el agua en la que hemos hervido la verdura ya estaremos incluyendo con ella dichas vitaminas.
            • Usar técnicas que conserven bien los nutrientes como son:
              • el vapor
              • la cocción a microondas
              • el horno
              • la plancha
              • el papillote
            • Consumir con frecuencia ensaladas, estos platos formados por vegetales crudos evitan cualquier tipo de perdida que pueda ocurrir durante el cocinado. Eso sí, debemos asegurar una correcta limpieza de los vegetales que vayamos a incluir en nuestro plato. Y recordad que aunque las ensaladas apetezcan más en verano, son platos que podemos incluir todo el año.

            ¿Quieres aprender a llevar una alimentación más saludable?
            ¡Tenemos mucho más para enseñarte!

            SOLICITA CITA CON NUESTRA NUTRICIONISTA

            Consulta con nuestra nutricionista cualquier duda que tengas. Puedes pedir cita previa en nuestra clínica de Vigo a través del siguiente formulario:

              Nombre *

              Apellidos *

              Email *

              Teléfono

              Especialidad *

              Fecha *

              Hora *

              Comentarios

              He leído y acepto las condiciones de Aviso legal y de la Política de Privacidad

              5 consejos para elaborar «meriendas saludables» para el cole

              5-consejos-para-elaborar-meriendas-saludables-para-el-cole

              Muchas de las meriendas que llevan los peques al recreo distan de entrar dentro del término saludable. Estamos hablando de los zumos, bocadillos de pan blanco, yogures con azúcar y como no, algún que otro dulce que están hasta arriba de grasas poco saludables, harinas refinadas o azúcar. Todos ellos son productos de pésima calidad nutricional que debemos evitar dar a nuestros hijos si queremos cuidar su salud, por ello en el post de hoy os traemos otras opciones saludables. Si queréis saber cuáles son solo tenéis que seguir leyendo.

              5 CONSEJOS PARA ELABORAR MERIENDAS SALUDABLES PARA EL COLE

              (1) Di adiós a los zumos

              Da igual que sean con o sin azúcar, el zumo nunca es una buena opción para llevar de merienda porque pierde todos los beneficios de la fruta entera y además tiene un escaso poder saciante, lo que hará que en menos que canta un gallo vuelvan a tener hambre.

              ¿Cuál es la mejor opción? Simple, cambiar el zumo por una pieza de fruta y acompañar con una botella de agua para que se hidraten bien. La fruta es un alimento lleno de vitaminas, minerales, fibra y antioxidantes beneficiosos para los peques (y no tan peques) y que además los ayudará a mantenerse saciados durante más tiempo.

              (2) Cambia el pan y el relleno de los bocadillos

              El bocadillo posiblemente haya sido y será la merienda estrella de los patios de colegio. ¿Dónde radica el problema? Pues en el tipo de pan y en su contenido. Para que nuestros peques lleven un bocadillo saludable tenemos que hacer estos simples cambios:

              • Adiós pan blanco. Hola pan integral.
              • Adiós paté, fiambre y embutido. Hola relleno saludable.

              El cambio del pan blanco por el integral seguro que no os trae de sorpresa ya que lo hemos repetido hasta la saciedad en posts anteriores, pero ¿Qué pasa cuando el bocadillo no puede llevar ni paté, ni fiambre ni embutido? ¿Qué debe llevar entonces? No son pocas las opciones, y depende también de los gustos del pequeño, pero podemos probar con bocadillos de hummus, de cremas de frutos secos y plátano, vegetales, de tortilla francesa, queso, crema de cacao casera sin azúcar o incluso haciendo nuestros propios patés vegetales caseros. Todas esas opciones siempre serán preferibles antes que las ya mencionadas.

              (3) Acostumbra el paladar a lo yogures sin azúcar

              ¿Cuántos yogures con azúcar están rodeados de dibujos preciosos para atraer a los niños? Muchísimos, y ¿Cuántos de ellos son saludables? Prácticamente ninguno, y es que el yogur, para que sea saludable debe ser natural y sin azúcar, el de toda la vida. Ahora me diréis que a los niños no les gusta ese yogur, que es muy ácido o que no se lo comen.

              Debemos dejar claro que el paladar se acostumbra, da igual que seas un adulto de 50 años que un niño de 4, lo importante es ir haciendo la transición hacia productos libres de azúcar añadido. Pero también es cierto que se lo podemos poner más fácil, por ejemplo batiéndoles ese yogur con fruta o simplemente mandándosela troceada dentro de un tupper, esto hará la merienda más dulce y sabrosa de forma natural.

              (4) Consume frutos secos

              Son una opción maravillosa para sustituir las patatas de bolsa, infinitamente más nutritivos y ricos en grasas saludables que además ayudarán a que se mantengan saciados durante las siguientes horas de clase. Solo tenéis que recordar que deben ser naturales o tostados sin sal.

              (5) Elabora postres caseros

              En lugar de llenar sus bolsas de la merienda con bizcochos o galletas que podamos haber comprado en el supermercado, repletas de azúcar y grasas malas, ¿Por qué no elaboramos nuestra propia repostería casera? De este modo podemos sustituir el azúcar añadido por el dulzor natural de los dátiles o la fruta, y evitar el tan dañino aceite de palma empleando el de oliva. El resultado: un dulce igualmente delicioso y mil veces más saludable.

               

              ¿Quieres aprender a llevar una alimentación más saludable?
              ¡Tenemos mucho más para enseñarte!

              SOLICITA CITA CON NUESTRA NUTRICIONISTA

              Consulta con nuestra nutricionista cualquier duda que tengas. Puedes pedir cita previa en nuestra clínica de Vigo a través del siguiente formulario:

                Nombre *

                Apellidos *

                Email *

                Teléfono

                Especialidad *

                Fecha *

                Hora *

                Comentarios

                He leído y acepto las condiciones de Aviso legal y de la Política de Privacidad

                5 trucos para cenar «healthy»

                5-trucos-para-cenar-de-forma-saludable-nutricionista-vigo

                La cena es igual de importante que cualquier otra comida del día, en cambio suele ser de las más descuidadas ya que muchas veces llegamos cansados y terminamos comiendo lo primero que encontramos en la nevera.

                La noche es un momento del día en el que debemos comer de forma ligera para ayudar a evitar digestiones pesadas que puedan dificultar después la conciliación del sueño. Por ello, si no sabéis qué hacer para mejorar la calidad de vuestras cenas continuad leyendo estos pequeños trucos que os ofrecemos a continuación.

                (1) Evita saltarte la cena para compensar o bajar de peso

                Son muchas las personas que no cenan porque consideran que han comido más de la cuenta a lo largo del día y no quieren “ganar peso”, o porque piensan que saltándose una comida van a perderlo más fácilmente. Primero, debemos puntualizar que el proceso de ganancia o pérdida de grasa es más complicado que esto, con el mero hecho de saltarnos una comida no vamos a solucionar nada, sino que muchas veces hasta podemos empeorarlo creando desajustes en nuestras sensaciones de hambre y saciedad que deriven en comer de más y con ansiedad en otros momentos del día, siendo por lo tanto el resultado contraproducente. Si hemos tenido una comida con amigos o familiares más copiosa de la cuenta no pasa nada, cenamos después de forma saludable atendiendo a nuestras sensaciones y listo. Saltarnos la cena no va a cambiar nada.

                (2) Siéntate a la mesa y cena con calma

                No estamos hablando de que tengas que comer un primero, segundo y postre, nada más lejos de la realidad ya que una cena copiosa esta desaconsejada si quieres descansar bien, pero sí debemos evitar la cena de picoteo en la que estamos cada poquito levantándonos a comer algo nuevo. Lo mejor que puedes hacer es planificar que vas a cenar, sentarte a la mesa y comer de forma calmada, dedicándole al menos 20 minutos para que captemos bien la sensación de saciedad.

                (3) Vegetales al poder

                Teniendo en cuenta que las recomendaciones actuales sobre el consumo de hortalizas se encuentran en 2 raciones al día, lo lógico es que nuestra cena las incluya. Las puedes cocinar de muchas formas: cremas, sopas de verduras caseras, cocidas, en ensalada, a la plancha… Lo importante es que formen parte del plato ya que harán nuestra cena infinitamente más nutritiva que una que no los contenga.

                (4) Proteína de calidad

                Otro gran error es consumir una cena que no contenga una ración de proteína ya que este macronutriente nos ayuda a mantenernos saciados y a conseguir junto con los vegetales un plato nutricionalmente completo.

                (5) ¿Y de postre?

                Para variar, la recomendación es que si queréis comer algo a mayores del plato sea fruta. Principalmente porque la mayor parte de la población no llega a las recomendaciones mínimas de fruta al día, entonces este siempre es un buen momento para incluirla en la dieta. Por otro lado, la vitamina C de la fruta ayuda a absorber mejor los minerales que pueda contener el plato que hemos comido, como el hierro o el zinc. Y sí, aprovechamos este momento para decir que no, la fruta por la noche no engorda.

                ¿Quieres aprender a llevar una alimentación más saludable?
                ¡Tenemos mucho más para enseñarte!

                SOLICITA CITA CON NUESTRA NUTRICIONISTA

                Consulta con nuestra nutricionista cualquier duda que tengas. Puedes pedir cita previa en nuestra clínica de Vigo a través del siguiente formulario:

                  Nombre *

                  Apellidos *

                  Email *

                  Teléfono

                  Especialidad *

                  Fecha *

                  Hora *

                  Comentarios

                  He leído y acepto las condiciones de Aviso legal y de la Política de Privacidad

                  5 formas de mejorar tu desayuno

                  5-desayunos-saludables

                  ¿Cuántas veces hemos escuchado que el desayuno es la comida más importante del día? Probablemente más de las que podamos recordar pero… ¿Es esto cierto? Hoy por hoy se sabe que NO, no hay una comida más importante que otra, el desayuno simplemente es la primera comida con la que rompemos el ayuno nocturno, pero no por ello es más importante que el almuerzo.

                  Ahora bien, si lo pensamos detenidamente, ¿le estamos dando el valor que merece? La realidad es que aunque por muchos sea considerada “la comida más importante” los alimentos que se suelen consumir en este momento del día distan mucho de ser los mejores. Si os fijáis, existe una amplia gama de productos de desayuno que si analizamos detenidamente observaremos que están plagados de azúcar, sal, grasas de mala calidad y harinas refinadas, y sí, estoy hablando de las famosas galletas, cereales de desayuno, bollitos, cacao en polvo azucarado y un largo etc. que suelen estar presentes en la mayoría de las mesas cada mañana. ¿Es acaso esto una buena forma de empezar bien el día?

                  Para empezar debemos destacar que no hay un tipo de alimento en concreto que sea deseable para el desayuno, hay a personas a las que les gusta desayunar tostadas mientras que a otras les puede apetecer una tortita o incluso un plato de vegetales con alubias, al final lo que decidamos consumir es algo puramente cultural y no hay una opción mejor que otra, simplemente debemos atender a nuestros gustos, nuestro apetito y seleccionar alimentos de calidad. Ahora os voy a dar 5 ejemplos de desayunos típicos y poco saludables y los cambios que podéis realizar para mejorar su calidad nutricional y ayudar a vuestra salud.

                  DESAYUNO SALUDABLE LÍQUIDO

                  Desayuno poco saludable

                  Leche o bebida vegetal con cacao soluble azucarado y cereales azucarados.

                  Desayuno saludable

                  Leche o bebida vegetal con cacao puro en polvo y cereales integrales sin azúcar, copos de avena o copos de maíz sin azúcar.

                  DESAYUNO SALUDABLE CON TOSTADAS

                  Desayuno poco saludable

                  Tostadas de pan blanco con mantequilla y mermelada.

                  Desayuno saludable

                  Tostadas de pan integral con aove y tomate.

                  DESAYUNO SALUDABLE CON YOGUR

                  Desayuno poco saludable

                  Yogur de sabor a fruta.

                  Desayuno saludable

                  Yogur natural con fruta troceada.

                  DESAYUNO SALUDABLE CON GALLETAS O BIZCOCHO

                  Desayuno poco saludable

                  Leche o bebida vegetal con galletas o bizcocho.

                  Desayuno saludable

                  Leche o bebida vegetal con galletas o bizcocho casero sin azúcar.

                  DESAYUNO SALUDABLE CON ZUMO

                  Desayuno poco saludable

                  Zumo de fruta.

                  Desayuno saludable

                  Batido casero de fruta o bowl de fruta entera.

                  Como podréis comprobar no son cambios difíciles de aplicar en nuestro día a día pero que nos ayudarán a mejorar la calidad de nuestra dieta, bajar el aporte de azúcares y grasas de mala calidad y con ello a mejorar nuestra salud. Recuerda que no hay ninguna comida más importante que otra, pero si decides desayunar hazlo de forma saludable.

                  Quieres aprender a llevar una alimentación más saludable ¡Tenemos mucho más para enseñarte!

                  SOLICITA CITA CON NUESTRA NUTRICIONISTA

                  Consulta con nuestra nutricionista cualquier duda que tengas. Puedes pedir cita previa en nuestra clínica de Vigo a través del siguiente formulario:

                    Nombre *

                    Apellidos *

                    Email *

                    Teléfono

                    Especialidad *

                    Fecha *

                    Hora *

                    Comentarios

                    He leído y acepto las condiciones de Aviso legal y de la Política de Privacidad